Por qué el barça necesita fichar a ona batlle

Escrito por Borja | Tw: @AnkaraHansen

Estando en el mes de abril, el Barça afronta el último tramo de la temporada 2021/2022 con la liga ganada y todas las miradas puestas en conquistar por segunda ocasión consecutiva la Champions y redondear la temporada con la Copa de la Reina, que significaría repetir también el tan lustroso triplete. Entretanto, desde la dirección deportiva hace tiempo que se tiene en mente y trabaja en la temporada 2022/2023. Estos últimos meses se han cerrado varias renovaciones, pero ya comienza a sonar el runrún de alguna filtración sobre los fichajes que el Barça va a acometer de cara a la temporada que viene. Más allá del fichaje de una delantera, toma especialmente fuerza refuerzos para los laterales. Suena particularmente el nombre de Ona Batlle, acaba contrato (a la espera de saber qué pasa exactamente con el año adicional de contrato), es canterana del club y es considerada una lateral de gran nivel y una de las que tiene mayor potencial. ¿Pero qué tipo de lateral es exactamente Ona Batlle y por qué necesita el Barça su fichaje? Ona es una jugadora de un perfil que actualmente escasea en el mercado de jugadoras y que sobre todo no tiene el Barça en este momento y que permite añadir variantes al equipo.

Ona Batlle en el aspecto puramente defensivo destaca sobre todo teniendo un gran 1vs1 contra su par, es una jugadora que difícilmente es superada en esas situaciones. En palabras de su compañera Ella Toone, es “técnicamente privilegiada, rápida y nunca pierde un 1vs1. Nunca”. Pero si recurrimos a los datos, estos refuerzan la impresión positiva que deja en el apartado defensivo, es la segunda jugadora de la FAWSL que más ‘tackles’ gana y la primera que más balones intercepta por posesiones del rival según las estadísticas recogidas esta temporada por ‘theanalyst.com‘. A estos datos Ona le suma una gran rapidez y capacidad de repetir esfuerzos para poder defender con éxito hacia atrás, así como una gran capacidad correctora. Y es que no es una defensora a la que le ganen la espalda con asiduidad, a no ser que cometa un error de posicionamiento. Ona también destaca guardando un orden y rigor con el resto de la línea defensiva cuando defiende el equipo en un bloque más bajo. Así pues, una lateral que es dominadora en el 1vs1 y con mayor capacidad de corrección hacia atrás es una mejora respecto a lo que hay actualmente en plantilla. En cambio, en los duelos aéreos no es una lateral que destaque, está en el percentil 50 respecto a rivales en la misma posición según las estadísticas recogidas en fbref. En este apartado no es una mejora respecto a Torrejón, la cual sí tiene una gran defensa dentro del área y segundo palo.

En el apartado ofensivo, Ona también aporta bastante soluciones. Ona es una lateral que en salida de balón destaca desde la conducción y que tiene una buena asociación desde el pase, incluso en situaciones de presión. Este último punto especialmente relevante, pues el Barça ha tenido varios partidos (Levante o Real Madrid) donde ante presiones altas el lateral derecho ha sido un punto débil donde no se facilitaba la salida limpia o se cometían pérdidas de balón. En campo rival es donde Ona probablemente pueda añadir más variantes. Ona sí es una lateral autosuficiente, con alta capacidad para el regate y superar rivales, por lo que puede pisar en campo contrario alturas superiores. Además, cuenta con una gran capacidad para el ida y vuelta, por lo que puede ser una lateral que en el carril derecho pueda hacer dobladas a su extrema (Hansen) y permitir que esta pise carriles interiores y Ona en profundidad llegar a línea de fondo. Esto anteriormente descrito es solo un recurso más que añade a la plantilla, una variante para hacer al equipo menos previsible.

Si miramos con lo que cuenta el Barça en el lateral derecho, Torrejón tiene un rol más de tercera central, es decir, lateral que en salida forma una línea de tres con las centrales y que sólo ocasionalmente se incorpora al ataque.  El otro proyecto de lateral que podría tener el Barça es el nombre de Jana, aunque en palabras del propio Giráldez sería una lateral que cumpliría más con el perfil mencionado de Torrejón. Así pues, Ona llegaría como lateral, pero de un perfil distinto y complementario, más de incorporarse al ataque, vivir en campo rival, a una mayor altura en fase ofensiva y aportando desborde, ya sea desde haciendo la doblada a la extrema, o desde el regate de rivales y el centro.

A priori, la posición donde el Barça podrá obtener la mejor versión de Ona Batlle es la de lateral derecha. Aunque viendo la relativa debilidad que existe en el perfil izquierdo surge la duda de si Ona podría jugar en esa otra banda también. En primer lugar, el propio Giráldez en una entrevista reciente en ‘Entre Líneas’ destacaba que las laterales a pierna natural fomentan unas mejores relaciones de pase en los inicios, sobre todo teniendo en el resto de posiciones las jugadoras que tiene el Barça: “Por las extremas que tenemos, o jugadoras por dentro, el perfil que nos interesa por fuera en inicio son jugadoras a pierna natural, porque permite unas mejores relaciones de pase en los inicios.” Por lo que salvo que el Barça cambie bastante la plantilla, no es algo que veremos en el corto plazo como recurso habitual dentro del equipo.

La otra de las razones es la propia naturaleza de Ona. No es una jugadora particularmente ambidiestra, jugando como lateral izquierda en la pasada temporada, donde jugó más frecuentemente en banda izquierda, sólo el 15 % de sus pases fueron con la zurda y la mayoría de estos de seguridad, no progresivos. Jugando en banda derecha tiene un acierto en el pase del 85% y en el perfil izquierdo baja al 79%. Pero probablemente donde se note más la diferencia es en las situaciones en las que es presionada. En banda izquierda, en los reinicios, cuando Ona recibe el balón tiene dificultades para abrirse suficiente si el acoso parte de una posición cercana. Es decir, cuando el rival presiona, si Ona tiene tiempo y espacio suficiente cuando recibe el balón puede abrirse suficiente y tener diferentes opciones de pase. Sin embargo, cuando el rival lee bien la situación saltando rápido o el pase/control no es bueno y Ona no cuenta con tiempo suficiente, se ahoga en esa situación y puede generar pérdida en zona peligrosa.

Otro aspecto a tener en cuenta jugando en banda izquierda es que su no dominio de la pierna izquierda hace que el equipo pierda situaciones de progresión o la oportunidad de dar un pase clave por tener ese hándicap. En diversas ocasiones, cuando juega en izquierda, para buscar al espacio a una compañera, recurre al pase con el exterior porque no tiene el perfil adecuado o dominio suficiente de su pierna débil. ¿Quiere decir que la versión de Ona en el lateral izquierdo no sea válida? No, pero ante equipos que realicen una presión alta e intensa puede ser una debilidad.

Otra opción que se abre con Ona es el de la posibilidad de que partiendo de la posición de lateral (preferiblemente en banda derecha para fomentar buenos perfiles) tienda a pisar zonas interiores, algo que Ona desde la conducción busca a menudo y es un recurso habitual en ella. Pero también puede serlo como su posición media si se coloca a altura de la pivote. En ese rol añadiría variantes y sobre todo crearía la duda al rival de cómo gestionar los saltos de presión. El problema en el contexto Barça femení es que acabaría pisando (cuando condujese dentro, si lo hace desde el lateral izquierdo) zonas parecidas a las de Mapi, central expeditiva y que obtiene ventaja conduciendo para fijar o atraer rivales, o también las que pisa Alexia actualmente. También le obligaría a Ona a asumir más responsabilidad con balón en la distribución de balón y construcción, ¿está a ese nivel para ser tan determinante con balón? A priori la mezcla de estos perfiles no parece la mejor, más aún si la extrema que jugase en banda izquierda lo hiciese a pierna cambiada, ¿se gestionaría la amplitud de buena forma? Este no es un registro que hayamos visto de ella en el United, pero que con trabajo desde el staff técnico y de ella puede ser una opción a descubrir. La parte interesante de esta variante es que evitaría que Alexia o Aitana tuviesen que descender y hacer que se quedase en las posiciones donde más pueden marcar la diferencia, entre líneas, eso es en los cuadrados. Además, serviría para estar mejor preparadas para la pérdida.

No sabemos cual es el futuro de Ona, si seguirá en el United o si el Barça realizará un movimiento por ella este mismo verano. Lo que parece claro es que los caminos de Ona y Barça están destinados a cruzarse. El Barça necesita ese tipo de lateral, por características y proyección. Y Ona tiene un nivel superior al nivel grupal del United, por lo que puede aspirar a ganar títulos en otro equipo de nivel superior como es el Barça.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s